Netflix estrenó recientemente El dilema de las redes sociales, un documental que evidencia la adicción que está trastocando a la humanidad

Vivimos en una civilización en la que todo conecta con todo: Teléfonos inteligentes, hogares domotizados, asistentes virtuales, vehículos autónomos, textos predictivos, algoritmos, chips NFC, redes de telefonía 5G y muchas más revoluciones digitales que, ya forman parte de nuestras vidas y quizá no estamos siendo del todo conscientes de ello.

Todos estos desarrollos han llegado para quedarse y como objetivo, hacernos más fáciles las tareas de nuestro día a día, pero, ¿es esto realmente un avance positivo o es una trampa que comienza al vulnerar nuestra privacidad? Hemos analizado de qué manera puede afectarnos todo este ‘arsenal digital’ a nosotros, y también las próximas generaciones.


‘El dilema de las redes sociales’: El documental ‘definitivo’ que está revolucionando Netflix y la manera de comprender las redes sociales

El gigante del vídeo en Streaming, Netflix, acaba de presentar un largometraje del director Jeff Orlowski, enfocado en explorar los muchos fenómenos que se dan entorno a las redes sociales a nivel personal, generacional y social. Igualmente el impacto que están teniendo desde que comenzó la escalada tecnológica que se potenció en las últimas décadas y cómo llegamos a la compleja situación que estamos viviendo en la actualidad a nivel mundial.

Como se puede ver, El dilema de las redes sociales cuenta con personajes clave para tratarlos con soltura y conocimiento de causa. No es fácil aceptar todo lo que propone este documental, pero sin duda deja un montón de temas sobre la mesa para que analicemos nuestro propio consumo de redes sociales y cómo, aunque no queramos, somos parte de ese negocio y no, no de la parte ganadora.

Ver el documental en Netflix


Redes sociales vs Fotógrafos. ¿Cómo podría afectar?

Estamos seguros de que, como todo creador de contenido adaptado a las ‘tendencias’, eres usuario y tienes un perfil en redes como: Instagram, Facebook, Twitter, Tik Tok y Google (entre otras), de todo esto estamos seguros. Pero, ¿te has parado a analizar si es realmente necesario o seguro estar presente en la mayoría de redes sociales?

Esto es más serio de lo que parece. Estas son algunas de las situaciones que te puedes encontrar:

  1. Exceso de información para tu audiencia: Créeme, no es necesario que estés presente en todas las plataformas sociales que nacen y se vuelven ‘tendencia’. Vale más una sola plataforma que aporte valor, que diez que no aporten nada.
  2. No todas las plataformas te funcionarán: Esto tiene mucho que ver con el primer punto. Antes de «subirte al carro» de las nuevas APPS, analiza qué vas a encontrar de nuevo en ellas y qué retornos te van a generar. Algunas preguntas claves que debes hacerte, son: ¿Vas a alcanzar un nuevo nicho?, ¿tu audiencia está realmente en esa APP?, ¿tienes posibilidad de monetizarla?, ¿qué contenido vas a generar nuevo que aporte valor en la APP?, ¿cuánto tiempo necesitarás invertir en crear ese contenido?
  3. Ser ‘único’ te será difícil: Ojo, no imposible. Debes tener en cuenta que, como tú, habrá otros miles (o millones) de cuentas sociales que muestren un trabajo igual o similar al tuyo. Preocúpate siempre en generar contenidos de calidad que ‘ataquen’ directamente a lo que tu audiencia espera de ti, eso hará que las personas que siguen tu trabajo se interesen y hablen de él de manera pública.
  4. Permisos de terceros: ¿Realmente te quedas tranquilo al instalar una nueva APP en tu smartphone? Muchas aplicaciones requieren acceso especial a partes de nuestro terminal sin que nosotros seamos notificados de cuándo éstas entran en ejecución. Las cámaras, los micrófonos y el GPS son algunos de los más vulnerables.
  5. No alimentes al algoritmo: Debes saber que tanto tú como yo, somos un ID más en el gran mundo de ‘Internet’. Cuanta más información tengan sobre ti, más sabrán de ti y de cómo es tu día a día, qué haces, dónde viajas, dónde cómes, qué compras, etc… Plantéate estar presente en aquellos lugares justos y necesarios.

Reflexión: ¿Cuánto deseas y cómo cuidas tu privacidad?

Ahora cuéntanos tú. ¿Qué opinas sobre el tan rápido crecimiento de la ‘era digital? ¿Crees que te está afectando en algo? Escríbenos tus comentarios, te leemos 😉

¡Únete a nuestra comunidad!

Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe los últimos posts

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*